Cerrar
LLÁMANOS: 900 802 862

Cerrar
TE LLAMAMOS

Envíanos tu teléfono, y te llamaremos lo antes posible*.

O ESCRÍBENOS UN EMAIL

Completa el siguiente formulario y un experto de nuestro equipo atenderá tu solicitud.

Menu mobile Gesvalt | Consultoría, Valoración, Tasación Inmobiliaria Escíbenos Te llamamos
Te llamamos
ACTUALIDAD

Inversión en activos alternativos: de gasolineras a ‘electrolineras’

27 marzo, 2019

Con el avance de la movilidad eléctrica y el impulso que la futura Ley de Cambio Climático y Transición Energética dará al coche eléctrico en España, las tradicionales gasolineras vivirán una obligada reconversión a electrolineras. Frente a la renovación en infraestructuras y a la adaptación a los cambios en las prácticas de uso, ¿sigue siendo rentable para el particular la inversión en estos activos?

Inversión en activos alternativos: de gasolineras a 'electrolineras'

Nuevo escenario para el negocio de las estaciones de servicio con el anteproyecto de Ley de Cambio Climático y Transición Energética. La propuesta de un plan estratégico para adaptar las gasolineras con cargadores eléctricos y prohibir la venta de coches de combustión en 2040 abre un nuevo panorama para estos activos alternativos.

Con el impulso de la movilidad alternativa, ha comenzado la competencia por hacerse con el negocio de las ‘electrolineras’. La recarga eléctrica se enfrenta al reto de competir con puntos de suministro en parkings, centros comerciales o ayuntamientos.

Particularidades del modelo de negocio privado de las estaciones de servicio

  • Como activo de inversión ha sido durante muchísimos años un sector extremadamente atomizado, en propiedad de particulares que contaban con dos, tres o cinco gasolineras.
  • Cada uno de estos activos atomizados negociaban con las compañías suministradoras de combustible.

Las gasolineras tradicionales son ideales para un inversor particular privado al caracterizarse hasta ahora por:

  • Activo cash flow recurrente con márgenes preestablecidos.
  • Demanda estable según ubicación: permite definir ingresos.
  • Rentabilidad situada por encima del 6 o 7 % con ingresos predecibles a largo plazo.

Nueva etapa

Desde el punto de vista del inversor mayorista -nacional o internacional-, se está produciendo un fenómeno de paso de activos de gestión particular a otro más profesional con vehículos de inversión más institucionales, de mayor tamaño. Esto permitirá renegociar contratos con mejores condiciones y de forma global.

Gestión profesionalizada de activos alternativos

Al igual que en otros activos alternativos como las residencias de la tercera edad, los alojamientos para estudiantes, o en el sector del retail, la rentabilidad depende no solo de la calidad de la gestión, sino de la fuerza de negociación. Es en este último punto donde los grandes tenedores de activos consiguen equilibrar la posición negociadora.

¿Siguen siendo activos interesantes para el particular?

Sí. Es un tipo de negocio que no requiere una gran inversión inicial y puede desarrollarse con menos de 500.000 euros. Además cuentan con mercado previsible, financiación en la construcción y adaptación a la movilidad alternativa a la combustión, y una recuperación de la inversión en un tiempo menor de 5 años, dependiendo de la localización.

En este sentido, es posible elaborar proyecciones financieras muy precisas sobre rendimientos calculando diversos factores, por ejemplo, el tráfico de una carretera.

Por otro lado, existe interés en vender activos de particulares que han visto revalorizada su inversión.

¿Cuáles son los riesgos?

Como en cualquier otro negocio, optar por estaciones de servicio como activo de inversión supone asumir los riesgos que conlleva. La ubicación del activo, los cambios en los planes generales de carreteras o construcción de autopistas, la climatología adversa, situación económica o social con cambios bruscos son elementos de evaluación a la hora de elegir este activo para la inversión.

Existen otros factores vinculados directamente a la movilidad del futuro. ¿Cómo afectará a las gasolineras de centro y periferia la posibilidad de cargar la energía en el propio hogar?

¿Cómo evolucionará en el largo plazo?

En el largo plazo vemos 3 grandes cuestiones:

¿Qué ocurrirá con el combustible fósil? La evolución de este tipo de energía tendrá un impacto menor en las gasolineras, solo se deberán adecuar los surtidores a gasolina.

  • Llegada del gas natural o coches híbridos: las grandes compañías están redefiniendo el modelo de gasolineras. Esto requiere más inversiones, nuevos distribuidores y tecnología.
  • Movilidad eléctrica: cambia el paradigma de uso. Las necesidades de proveer servicios a los coches y los volúmenes de consumo. Afectará poco en dos o tres años, sin embargo se espera que cinco o diez años sí lo haga. Las gasolineras mejor ubicadas hoy podrían dejar de serlo en un futuro con el cambio de tipo de energía.

Contacta para más información sobre los servicios ofertados por Gesvalt relacionados con el sector de asesoramiento e inversión en activos alternativos.

SERVICIOS RELACIONADOS
OTRAS NOTICIAS DE TU INTERÉS